Bancos salvadoreños anotan resultados mixtos en 2016

Por
Martes 14 de febrero, 2017

La Asociación Bancaria Salvadoreña (Abansa) reportó una expansión de los depósitos y el crédito total, al tiempo que emplazó al gobierno a tomar medidas para abordar su déficit fiscal, que ahora llega al 3,3% del PIB, a fin de evitar una crisis económica mayor.

"El Salvador está a tiempo de implementar acciones que permitan que el país cumpla con sus compromisos y evite una situación de cesación de pagos que provocaría una crisis económica y financiera con consecuencias lamentables", señaló la asociación, y añadió que estas acciones deben incluir la liquidación de cuentas vencidas y transparencia en el uso y asignación de fondos públicos.

Inicia tu prueba gratuita de 15 días ahora!

cta-arrow

¿Ya eres suscriptor? Por favor inicie sesión

La Abansa citó además las rebajas de calificaciones crediticias que encarecieron el financiamiento y manifestó que los partidos políticos deben dejar de lado sus diferencias para abordar el déficit fiscal, la planificación financiera a largo plazo y la tan necesaria reforma de pensiones.

CRECIMIENTO PESE A TODO

A pesar del complicado entorno operacional, la Abansa subrayó que los depósitos aumentaron 2,6% el año pasado a US$10.613 millones (mn) y que la cartera de préstamos neta se elevó 5,3% a US$11.116mn.

Los préstamos de consumo anotaron un desempeño sobresaliente, con un crecimiento de 6,4%, seguidos de los créditos a empresas, que aumentaron 5,8%. El financiamiento hipotecario se elevó 1,08%.

Sin embargo, las utilidades netas de los bancos salvadoreños registraron una caída de 10,2% el año pasado a US$140mn.

Pese a cierto deterioro, la Abansa describió los indicadores de solvencia, calidad crediticia y liquidez como estables, luego de que el índice de adecuación de capital de la banca subiera de 16,8% a 17%, la cartera vencida bajara de 2,36% a 2,04% y la liquidez se contrajera de 32,3% a 30,9%.