Propuesta de fondo petrolero mexicano sigue sobre la mesa

Por
Miércoles 14 de agosto, 2013

La creación de un fondo soberano que maneje los ingresos petroleros y permita invertir sin ser operador de proyectos petrogasíferos sigue siendo una posibilidad para la reforma energética, dijo a BNamericas Gabriel Salinas, abogado del bufete Mayer Brown.

Todavía no se estipula qué funciones tendría el fondo mexicano del petróleo para administrar los ingresos petroleros del país, señaló Salinas en entrevista telefónica.

Probablemente dicho aspecto será un tema importante, especialmente para la administración actual, porque supone control de las ganancias petroleras que percibe hoy la petrolera nacional Pemex.

Inicia tu prueba gratuita de 15 días ahora!

cta-arrow

¿Ya eres suscriptor? Por favor inicie sesión

En contraste con la propuesta del PRI presentada por el presidente Enrique Peña Nieto el 12 de agosto, la iniciativa del derechista Partido de Acción Nacional (PAN) proponía la creación de un organismo constitucional, denominado Fondo Mexicano del Petróleo, que manejaría los ingresos petroleros a la imagen del fondo SDFI noruego.

El SDFI es una cartera de gobierno que invierte en proyectos petrogasíferos de exploración y producción a través de la empresa no operadora Petoro.

"México siempre ha envidiado el fondo petrolero noruego", señaló a BNamericas José Valera, socio de Mayer Brown.

"Lo que hace México es recibir una gran cantidad de dinero de Pemex y gastarla", explica Valera. "No hay ahorro y dependen de ese dinero para gastos ordinarios del presupuesto".

En el 2012, casi el 35% del presupuesto federal fue aportado por Pemex.

Un fondo petrolero soberano "permitiría que el gobierno siguiera aprovechando a Pemex, pero no para gastos públicos ordinarios, sino para crear una instancia que genere ingresos para fines específicos distintos".

La propuesta del PRI deja margen para la creación de dicho fondo a través de leyes secundarias, precisa Valera.

Sin embargo, Peña Nieto no ha detallado con claridad cómo pretenden administrar los ingresos petroleros. El esquema debiera sufrir modificaciones radicales respecto de su estructura actual, que permite a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) captar aproximadamente 60% de los ingresos de Pemex en impuestos y regalías.

Según abogados especializados en el sector energético, los detalles deberían aclararse cuando Peña Nieto presente su propuesta de reforma tributaria al Congreso, lo que se espera para septiembre.