Energía más barata no es "la solución definitiva" para competitividad de industria de compuestos

Por
Jueves 07 de febrero, 2013

La reducción de las tarifas eléctricas no es la "solución definitiva" para mejorar la competitividad en la industria brasileña de compuestos, según el presidente reelecto de la Asociación Latinoamericana de Materiales Compuestos (Almaco), Gilmar Lima.

"El costo de la energía en Brasil es el más caro del mundo, por lo tanto de seguro observaremos un aumento significativo en nuestra competitividad", dijo Lima a BNamericas.

"Pero no será la solución definitiva, especialmente porque todos los segmentos de Brasil tendrán la misma reducción y muchos de ellos con niveles de consumo de energía mayores que la industria de compuestos".

Inicia tu prueba gratuita de 15 días ahora!

cta-arrow

¿Ya eres suscriptor? Por favor inicie sesión

Según los cambios anunciados por la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, en septiembre del año pasado y que ratificó este mes, las distribuidoras están obligadas a recortar las tarifas eléctricas en 32% para los clientes industriales.

"Estamos satisfechos obviamente con esta reducción, pero debe ser solo el comienzo de una revolución concentrada en la competitividad de las empresas de nuestra industria", agregó Lima.

Lima explicó que la competitividad de la industria dependía de aumentar la cantidad de profesionales calificados con cursos de pre- y posgrado, innovación con un enfoque hacia la sostenibilidad, y lazos más estrechos con entidades gubernamentales a fin de buscar equidad tributaria con los materiales en competencia, la revisión de aranceles tributarios y un mayor acceso a facilidades crediticias.

Lea la entrevista completa con Gilmar Lima en el correo de noticias del lunes, disponible solo para suscriptores.