Firmas de TIC no habrían cooperado 100% con Gobierno mexicano

Por
Miércoles 12 de octubre, 2016

Las firmas de TIC no colaboraron plenamente con las autoridades mexicanas tras la solicitud de entregar información de los usuarios respecto de redes sociales, sistemas de mensajería y correo electrónico, de acuerdo con el centro de estudios Social Intelligent Unit.

A fines del año pasado, varias entidades de gobierno habían presentado 1.947 solicitudes de información de los usuarios a Google, Facebook, Twitter, Yahoo y Microsoft. Estas representaron un incremento de 7,7% respecto de 2014, y de 20% frente a 2013.

Inicia tu prueba gratuita de 15 días ahora!

cta-arrow

¿Ya eres suscriptor? Por favor inicie sesión

Estas compañías solo entregaron información para el 49% de las solicitudes realizadas en el primer semestre de 2015 y para el 55% de las correspondientes al 2S, informó Social Intelligent Unit.

A medida que los servicios de internet ganan terreno en México, es cada vez más común que las autoridades pidan a las compañías de telecomunicaciones y TIC información de los usuarios, situación que ha generado un debate sobre la privacidad.

La ley de telecomunicaciones y radiodifusión de México establece que las concesionarias y proveedores de servicios de telecomunicaciones deben colaborar en materias relacionadas con la seguridad y administración de la justicia. Por esta razón, las empresas deben ayudar en la geolocalización de dispositivos móviles y entregar los datos almacenados sobre la comunicación entre usuarios en ciertos casos.

El director general para la prevención de delitos cibernéticos de la Policía Federal, Marcos Rosales García, se refirió al tema durante la última convención de la cámara de telecomunicaciones y electrónica, Canieti, y destacó que la ciberpolicía trabaja para identificar individuos que organizan ataques a infraestructura del gobierno a través de las redes sociales.

El experto dijo que la infraestructura digital del gobierno ha sido víctima de 170.000 ataques durante el actual mandato presidencial, aunque estos no han tenido un impacto significativo en el funcionamiento del gobierno.