Banco Central mexicano decretaría nuevos recortes de tasa para estimular economía

Por
Jueves 10 de octubre, 2013

El Banco Central de México podría decretar nuevos recortes de su tasa de interés de política monetaria en un intento por inyectar algo de vida a la segunda economía más grande de Latinoamérica, según los pronósticos de analistas internacionales.

En Latinoamérica, la economía mexicana es, por lejos, la que más ha decepcionado este año. Esta semana, el FMI decidió reducir su proyección de crecimiento 2013 para el PIB mexicano a solo 1,2% frente a la estimación de 2,9% entregada en julio. La perspectiva para el próximo año también se rebajó, de 3,2% a 3,0%.

La economía mexicana creció 3,9% en el 2012 y en un principio se esperaba una expansión similar o superior para este año. Sin embargo, la demanda menor que lo esperado de EE.UU., la falta de gasto público y un proceso de reformas estructurales en curso que aún no rinde los frutos esperados han contribuido a reducir la actividad económica en el país este año.

Inicia tu prueba gratuita de 15 días ahora!

cta-arrow

¿Ya eres suscriptor? Por favor inicie sesión

LISTO PARA UN NUEVO RECORTE

La tasa de política mexicana llega actualmente a 3,75% y Barclays Capital prevé que el Banco Central decretará una rebaja de 25 puntos básicos este mes y otro recorte de 25 puntos básicos en diciembre. Barclays considera que los miembros del directorio del Banco Central sienten que hay espacio para otros 50 puntos básicos de reducciones de tasa este año "ya que la inflación permanece bajo control y los riesgos a la baja para el crecimiento se mantienen".

Los últimos datos de inflación del país muestran que la cifra mes con mes para septiembre (0,38%) fue menor que lo esperado y que la inflación se redujo en términos anuales a 3,4% frente al 3,5% de agosto.

Las saludables cifras de inflación y la débil actividad económica llevaron también a las firmas suizas de inversión UBS (NYSE: UBS) y Credit Suisse (NYSE: CS) a predecir que el Banco Central reducirá la tasa de interés de referencia en 25 puntos básicos en su próxima reunión de política monetaria, programada para el 25 de octubre.